Imprimir 
Detalles: Categoría: Desarrollo y crecimiento | Publicado el 04 Diciembre 2017 | Visitas: 2624

Llegaron las vacaciones, este tiempo de receso es una oportunidad para fomentar valores y brindar a los estudiantes varias opciones diferentes a la actividad escolar;  en otras palabras aprovechar la vacación de manera positiva. Una de las opciones es disfrutar viajando a los maravillosos lugares que tiene nuestro país.

 

Las vacaciones o descanso pedagógico, sin duda es la época más esperada por los chicos y a veces no tanto por los padres.  En un inicio, es agradable saber que no hay que levantarse tan temprano y que descansarán de las rutinas de la mañana para llegar al colegio, así como de tareas y estudios, pero esto significa que los niños y jóvenes estarán en casa sin nada que hacer durante mas de un mes.
 
Por ello, es importante no permitir que las vacaciones se conviertan en una época de descontrol,  ya que esto hará más difícil la vuelta al colegio.  Los padres, deben mantener unos hábitos sobre los horarios de sueño, comida, televisión y juegos, aunque no sea tan riguroso como durante el ciclo escolar, así como para los permisos de salida de los hijos mayores y ciertas rutinas mínimas de ayuda en las tareas de casa.

Las vacaciones de fin de año, son relativamente largas, por lo tanto requieren una planificación del tiempo libre, para poder descansar correctamente y hacer un buen uso del tiempo para divertirse y enriquecer el desarrollo y educación de los hijos.

Con este objetivo, les compartimos algunos aspectos a tomar en cuenta para la mejor organización de sus vacaciones:

Si nuestro hijo tiene alguna asignatura pendiente, es conveniente establecer un horario de estudio y repaso de dichas asignaturas.  El horario de la mañana es el más adecuado para esto, y pueden aprovechar el horario de la tarde para hacer algún deporte o actividad de descanso. También se les puede proporcionar materiales con los que aprender y divertirse en casa, dependiendo de la edad y gustos de cada uno.

Tampoco hay que caer en el error de sobrecargarlos o ser inflexibles con las actividades, recordemos que es un tiempo de descanso reparador y que es posible en el día a día negociar con ellos y flexibilizar las rutinas un poco más que en el resto del año.

Lo más importante es aprovechar este tiempo para compartir en familia sin perder de vista los límites con rutinas diferentes y muchas actividades para poder desarrollar las habilidades y autoestima de cada uno de nuestros niños y jóvenes.

En este artículo hacemos énfasis en los viajes, como una de las opciones más completas a realizar en las vacaciones. Sin duda, viajar adquiere especial importancia, más aún en el caso de niños y adolescentes. Favorece su desarrollo como personas y la gestión de sus comportamientos sociales; fomenta la colaboración y el trabajo en equipo, el cuidado del entorno, y les proporciona madurez en sus capacidades resolutivas. También aprenden a ser más independientes; el viajar y conocer lugares nuevos, les permite elevar sus niveles de autoestima y a desarrollar habilidades de destreza y agilidad mental. A continuación te presentamos información de algunos sitios a visitar, de los muchos que existe en nuestro país, que se caracterizan por la riqueza natural y cultural de sus diversas regiones.

El Salar de Uyuni

Por su extensión es el más grande y misterioso del planeta, cuenta con una superficie de 12.106 kilómetros cuadrados. Esta concentración de sal está conformada por cerca de 11 capas de sal, cuyo espesor varía entre los dos y diez metros.

El lago Titicaca

Es el más alto del mundo, está a 3.810 m.s.n.m y se constituye en el mayor reservorio de agua dulce de Latinoamérica. Es compartido entre Perú y Bolivia, y tiene 36 islas, entre las más importantes, del lado boliviano, están las islas del Sol, la Luna, Suriqui y otras. Y no olvidemos a Copacabana que se encuentra a orillas de este mítico lago.

El Parque Nacional Madidi

Otro destino increíble es el Madidi, conocido mundialmente como una de las reservas naturales más importantes del planeta. Tiene más de 1.000 especies de aves, 300 de mamíferos, 200 de reptiles y más de 6.000 tipos de plantas que conviven en las 1.895.750 hectáreas

Toro Toro

Se encuentra en Potosí, es una maravilla natural que guarda las misteriosas huellas de dinosaurios, el vuelo de coloridas aves y cavernas para realizar el turismo de aventura.

Las Misiones Jesuítas de Chiquitos

Las misiones están ubicadas al noreste de nuestro país, a más de 200 Km. de la ciudad de Santa Cruz, después de 300 años, estas Misiones son las únicas que aún existen en pie en Sud América. San José, Santa Ana, San Rafael, San Miguel, San Ignacio, Concepción y San Javier, son siete de las diez poblaciones Chiquitanas que hasta hoy han podido preservar las construcciones misioneras. En 1991, las Misiones Jesuíticas de Bolivia fueron declaradas como “Patrimonio Cultural de la Humanidad” por la UNESCO.

Otros atractivos

Por su riqueza arquitectónica, histórica y cultural, fueron declarados Patrimonio de la Humanidad, entre ellas están: la Villa Imperial de Potosí, Sucre la capital de Bolivia.

También podemos citar las ruinas arqueológicas de Tihuanacu en La Paz, Samaipata en Santa Cruz, el atractivo Parque Cretácico de Sucre, la Ruta del vino, entre Chuquisaca y Tarija y el Chaco boliviano.

Otro destino distinto es la Ruta del Bufeo. Desde Trinidad se va a la orilla del río Ibare, hasta la desembocadura en el Mamoré, donde abundan estos espléndidos cetáceos.

Como se puede ver, estas vacaciones pueden ser muy bien aprovechadas para visitar estos bellos lugares que tiene nuestro país con sentido educativo y que los hijos de manera divertida aprendan más acerca de la biodiversidad de Bolivia.

Las vacaciones o descanso pedagógico, sin duda es la época más esperada por los chicos y a veces no tanto por los padres.


Otra de las actividades para relajar a los chicos son los viajes. En nuestro país existen muchos lugares para visitar, que se caracterizan por la riqueza natural y cultural de las diversas regiones.


El Parque cretácio de Sucre, un lugar atractivo y muy educativo para visitar en las vacaciones.